miércoles, abril 27, 2016

No quiero

Creo que no le lloré a Prince. Porque los días me pasan encima y, literal, me aplastan con su hecatombe de novedades que, gracias a dios y el cielo, existen para mí cada jornada. Pinche Prince, y ¡arriba "Purple Rain"! Otro más del gran soundtrack de mi vida que ya se fue.

Porque debe ser duro partir y dejar todo lo conocido en este mundo. O es más duro para los que se quedan. Y estas cosas que me pasan por la cabeza cuando me dicen que me haga una biopsia para descartar cáncer. Aunque vaya de la mano de Amiel, me cae que no quiero.


PURPLE: ¿En qué momento se vuelve uno tan adulto que te empiezan a decir "señora" a diestra y siniestra? Me asusta, pero me gusta, podría decirles, aunque la verdad es que sí se siente eso del último paseo rumbo a los 40. Voy a decirlo, es tooooooda una aventura, amigos. ¡Acompáñenme! 

No hay comentarios.: