martes, marzo 27, 2012

Alborada




Salía de trabajar y vi a una señora aproximárseme, carreola en manos. El tiempo, la distancia, años y kilos de más nos impidieron (al menos creo que fue mutuo) reconocernos a la primera. O quizá ella se hizo la loca, da igual, yo la reconocí en el último segundo, al cruce, al roce, ahí nomás. Nunca fuimos amigas, sólo trabajamos en el mismo lugar hace demasiados años. Al parecer ahora vive a la vuelta de mi chamba y se da la vuelta por la Issste Tienda que está ahí al lado. 


No es una señora, es una mujer de mi edad y tiene un hijo y yo, yo ya no quiero hijos, quiero un tatuaje o dos o tres. Y quiero una novia en lugar de un novio. Y veo cómo es un hecho que no era yo todas las mujeres que creí que tenía que ser o debía ser.



El problema radica en que todavía no sé, porque quizá no me quiero enterar, si lo correcto es no ser eso que tenía o debía ser. ¿Será que me estoy perdiendo la revelación de la vida? ¿Será? Si yo así me lo paso tan bien, si apenas puedo con una planta. ¿Es eso que no tengo la verdadera felicidad? O, ¿sólo el pretexto para no ser feliz aquí y ahora? Como dice el poeta, el filósofo, el amigo:



¿Te llevarán al mar, oh nave, nuevas olas?
¿Qué haces? ¡Ay! No te alejes del puerto.
¿No ves cómo tus flancos están faltos de remos
y, hendido el mástil por el raudo Ábrego,
tus antenas se quejan, y a duras penas
puede aguantar tu quilla sin los cables 
al cada vez más agitado mar?


Horacio




¿Es que te das miedo, Mariana? La felicidad da miedo, sí.

INSTAPIC: Con Eliete, en el Vive Latino - y Calamaro de fondo aquí, ahora (qué cosa más rara)-, y rara en sí, descubriendo piel, ojos, alborada batiente próxima como el destello primaveral, ahí estamos *sonríe y se va, como el se queda y se graba*.

5 comentarios:

el7palabras dijo...

A ver, a ver, ¿como de qué crees que te vas a hacer tu tatú? igual me gustaría tener el honor de ser tu compa de tatú.

Es más, a ver, público comentante, ¿cuántas se van a apuntar a la jornada masiva de tatuados a razón de Marianaforever?

Que se arrrme.


* Yo ya tengo a santo de qué. Y no es por presumir, pues.

JULY dijo...

uuuuuuuuf, a huevo, la felicidad da miedo y mejor uno le da la espalda... "no vaya a ser que uno se la pase bien chingón y no haiiiga más drama de ese que nos gusta hacer". ¡¡A ser felices!! a huevo.

*AquellaChica* dijo...

Mariana... ¡FOREVER!
¿Sabes una cosa? Esta foto retrata en tus ojos tanta tanta calma, y proyectas también la felicidad que te hacía falta, y de nuevo la paz, y de nuevo la calma, y es como si fuera una radiografía de tu corazón.
Cuéntanos más de ELLA, yo, ¡emocionadísima! XD

mariana m* dijo...

Ella es tan linda. Es tantas cosas. Es y eso es una maravilla <3

Ya les voy updateando, je.

Gracias por estar ahí :-D

Anónimo dijo...

Si la felicidad da miedo, pero hay que darle una o muchas oportunidades, como siempre deseandote lo mejor.

Kut.