jueves, abril 28, 2011

La mano invisible de dios

Mi camisón huele a un nuevo suavizante y gracias a que fue secado en un espacio interior, el aroma elegido perdura. Eso nos gusta. Atrás de mi, a pocos metros está mi novio. Eso también nos gusta. Más aún el hecho de que estamos a punto de pasar la segunda noche en el lugar que elegimos para vivir juntos. Estamos viviendo juntos. Eso no sólo nos gusta, nos encanta. Apenas y me lo creo. Valió totalmente la espera. TOTALMENTE. Es como un sueño hecho realidad. Ajá.

Apenas y vimos 4 habitaciones distintas, porque realmente no había muchas opciones en el rubro 'pareja'. La primera opción nos encantó, pero no pasamos la entrevista y alguna dupla mucho más carismática, enigmática y anexas se hizo del espacio que Xavi (quien lleva ese piso) nos pintó como las perlas de la virgen y que ni los 3 gatos que se asomaban por ahí me espantaron: yo, por mi parte, quería volver a vivir en el barrio de Grácia, pero coincidiendo con Alejandro, el lugar lucía limpio, ordenado, regido por el sentido común y la coherencia que exige la compartición de vivienda. Quizá fuera simplemente la mano invisible de dios apartándome del pelaje gatuno que podría traspasarse a mi vestimenta para hacerme rabiar de inmediato, quizá no, quién sabe. Así que la búsqueda continuó.

La siguiente parada estaba un tanto alejada del área que suelo manejar, pero nada se perdía con asistir a la cita, en una de esas encontrábamos el piso ideal, pero no, fue al igual que el siguiente piso un encuentro frustrado por compartir piso con brasileiros: pisos muy chulos, vamos, parquet, ventanas de aluminio, cocinas americanas, hasta piscina en el edificio, pero no, vivir junto a Zona Franca* no es lo mío. Ya en un punto un tanto triste y casi desesperada, hicimos contacto con Rubén, el feliz morador, junto a su chica, de un piso duplex en el barrio del Putxet, muy cerca de la zona alta de Barcelona, sí, parte de la zona pija de la ciudad condal y pues va a ser que además de haber hecho click desde un primer momento, puedo decir que babee por el lugar: pisos de madera que no crujen, cocina equipadísima con lavavajillas (dios que me mira sabe que en mi vida no he gozado jamas de este artilugio moderno), regadera empotrada a la pared con indicador de temperatura y luz, mucha, pero mucha, harta luz. Los que me conocen saben que me gusta dormir mucho, así que una habitación sin luz natural representa la muerte de Mariana porque pasaría a veces hasta 14 horas vegetando como había sucedido en mi anterior vivienda, así que la luz representa un bien muy deseado por aquí y lo hemos conseguido, en verdad te cambia la vida vivir beneficiado por la luz natural en pleno. Lo único malo de vivir en una zona pija es que los precios cambian, hay que pagar precio pijo si quieres gozar de sus barrios. Además, desde mi muy particularsísimo punto de vista, la gente pija es medio mamona, pero bueno, para complejos yo, tons no podemos asegurar que esto sea real y no una construcción personal basada en prejuicios puros y duros, lo cual en realidad da exactamente lo mismo: soy feliz, la más feliz.

Este medio día, hicimos el brunch en la terraza con vistas hacia un arbolado parque. Siento que todo es como un sueño. En una de esas es sólo que dios y su mano invisible están haciendo justicia a las malas experiencias que en el pasado tuve en el apartado 'compartición', al mal karma que me patrociné al romper la bella paz del piso de la calle Sors y que apenas el año pasado mejoraba al instalarme en Sagrada Familia. Eso o es simple y sencillamente que todo al lado de Alejandro es infinitamente mejor.

Al margen: anoche fui testigo de como la mano invisible de dios quiso hacer feliz a todos los culés y Messi, dejó claro a todos los vientos lo que es saber hacer futbol. Casi que amo a Messi. Pero es así, me declaro hincha del Barça total y descaradamente. Ahora ya puedo decir sin empacho alguno y con enjundia 'visca el Barça'. Dios, ¿en qué me has convertido? ¿Qué quieres de mi?

*Sobre todo porque en Zona Franca está el lugar de detención para inmigrantes sin papeles previo a la deportación #gulp.

FOTICO: Hasta hay buganvilias en la terraza, una monada. Reflexionando creo que dios quiere que aprenda a ser un poco más asertiva en mis relaciones con el prójimo, entre otras cosas, vamos, que crezca como persona que andaba volando bajo #chin.

viernes, abril 15, 2011

Cosas que no entiendo y cosas que son como son

A la gente que no viste el calzado adecuado para ir al gimnasio e improvisa con las bambas de diario y hacen como que sudan mogollón. A quienes no tienen a bien colocar un bote de basura en su habitación y hacen del receptáculo dispuesto en el baño su contenedor de desperdicios (hablo de un piso compartido, claro está), el cual llenan e inundan con objetos que, para mi gusto, no se desechan en el cuarto sanitario (sí, hasta para a la basura le profeso cierto respeto). A gente como yo, que hacen que respetan y en realidad se pasan casi todo por el arco del triunfo. Si yo fuera tú, no querría tenerme como compañera de piso, por ejemplo.

Lo cierto es que como gallina vieja, hace mejor caldo, los años me han dotado de una cierta serenidad y sabiduría, ajá, para llevar las cosas en santa paz, digamos que ya me porto bien (baste revisar el pasado) y lo más malo que he hecho recientemente es no hablar con el adolescente alemán que vive en el piso que es ruidoso (puede llegar hablando a las 2am como si fueran las 2pm y así), despide a apenas 2 meses de estancia en el piso el inigualable aroma de quienes no cambian nunca la ropa de cama y se ponen hasta el cansancio la misma ropa (ha lavado como 3 veces cuando mucho y nadie, porque lo hemos comentado, lo ha escuchado bañarse) y es el amo del desorden, por no decir olvidadizo mil (deja el fuego abierto en la estufa o el grifo goteando), en fin, una joyita. Como yo me voy de aquí nomás termine el mes, me vale un soberano cacahuate. Resistí porque no me quedó de otra, recordar que el último, fue un año por demás difícil y lleno de precariedad para esta futura residente legal de Barcelona que lo dejó de ser desde octubre del 2009 hasta la fecha, así que para como están las cosa, no me quejo, pero adiós piso patera, adiós vida de soltera, porque también, mañana llega Alejandro y se queda para siempre. ¡Ah! ¡El amor!

FOTICO: Flores para anunciar el arribo, la llegada. Para festejar la resistencia, la lucha, el tezón. Para decir te amo a la distancia. Flores porque sí. Hermosas las flores como quien las hizo llegar desde Londres hasta Barcelona. Es por eso que me he depilado al estilo brasileño. Si bien lo hago por gusto, deberían premiar mi atrevimiento, porque ¡ah, cómo pinche duele!

lunes, abril 11, 2011

Lechazo post coital

Al degustar una suculenta ración del típico plato gallego, le aseguramos que usted no sólo volverá al orgasmo, sino que recuperará las fuerzas que menguaron cuando alcanzó el último (en su versión coital o vía estimulación oral) y sin duda cargará baterías para hacerse de nueva cuenta en el camino del amor sexual.


El dueño del culito latino que este fin de semana cambia de aparador y apuesta por asistir a un buen lechazo la noche del sábado mismo. Aunque, pensándolo bien, si toca, tocará hasta el domingo que en la cama tiene que celebrar.



La textura inigualable de los Pimientos del Padrón que, si bien en casa nos quedan de rechupete, son el mejor acompañamiento que hemos encontrado para disfrutar un buen lechazo.



Y ¿cómo no rendirse a los pies del manjar gallego? A la pregunta dónde chingados se puede comer eso con o sin follar antes o de por medio, la respuesta es: pues en el Mesón David, carrer Carretes, 63, en el meritito Raval. No le saque a echarse la vuelta por tan bello lugar, una oda a la gastronomía gallega en pleno Barcelona.

FOTOGRAMAS: De la última vez que le hincamos el diente a un buen lechazo, lo cual no quiere decir para nada que fuera la última vez que le pusimos sabor al caldo. Amo al pinche lechazo, más a mi hermoso novio del alma, futuro poblador de Barcelona o cualquier sitio siempre en mi compañía.

miércoles, abril 06, 2011

Aguerrida hasta en el retozo

Meses después, en el mismo barco. Se llama amor, de muchas maneras.

En otros asuntos, el mundo se despierta anunciando recorridos en torno al retrato, una prometedora muestra en PhotoEspaña para el verano. También se comenta lo que representa un importante día para la sociedad civil en México, mi país. Me hace ruido cómo el diario que suelo leer en un primer click, ofrezca la reflexión en torno al blog y movimiento encabezado por la escritora Lolita Bosch, resalte la indignación moral, al tiempo que reseña en otra nota la aparición de Felipe Calderón hablando de la imperiosa necesidad de igualar las oportunidades pa' la banda latinoamericana, así como para los jóvenes mexicanos que buscan un empleo. Nomás leerlo me dan asco sus palabras. Pienso: El País organiza el foro donde Calderón participa, así que tiene que mencionarlo, pero también contrasta con la nota sobre Nuestra Aparente Rendición. Le da voz a todas las partes. Es sólo que suena tan superflua y ridícula la voz del jefe de gobierno mexicano luego de tanta sangre derramada. Es sólo eso. Dato curioso: en el blog gestionado por la catalana Bosch hay links para las notas que los mencionan y en ningún lado aparece el periódico donde alguna vez trabajé, en el cual, por cierto, cuentan que restringieron el acceso a Twitter. En todo medio de comunicación que se jacte de serlo, hoy día twittear debería ser visto más como una herramienta de trabajo, pero bueno, la cabeza de los directivos nunca fue de lo más brillante. Ya entonces me tocó que prohibieran el MSN y todos lamentando ver cerrado un importante canal de comunicación con las fuentes informativas, pero hágale usted entender eso a los cerebros que lo dirigen (que encima todavía creen que cobrar el acceso a su web es cool, digo, cool pa' sus bolsillos). Pamplinas totales. Todo esto a que, en un medio informativo donde prohiben, restringen, castran, es lógico que no hablen de un movimiento como el de la Bosch.

Pronto: la reseña de cómo sigo viviendo las secuelas del desempleo, los daños emocionales y físicos de estar así, un tanto desquehacerada #tristeperocierto #FAIL :'(

PIC: Eso sí, ante todo y ante todos el amor. En mis últimos semi insomnios, los cuales no pienso combatir sino a base de brutales levantadas luego de sólo dormir un par de horas, he pensado en las chicas que van y develan intimidades de sus "amigas" a gente que ni conocen. Gente que encima pregunta por la vida sexual de una, como si no quedara claro en este H. blog que sí, aquí le ponemos con mucho gusto, con mucho ahínco, sabor al caldo SIEMPRE. Hasta cuando estoy triste chingao.

martes, abril 05, 2011

Complice




Hacer una ola.
Amar al gatito.
La chancla de pollo.
Y tantas cosas más.

FACT: Mi vida y mi corazón. Mi hambre y mi sed. Mi más profundo deseo. Motor. El hombre que llegó para quedarse y que en menos de lo que canta un gallo se queda en la ciudad condal para hacerme los desayunos cada pinche día. El cocina, yo me lo follo sabroso. Y viceversa.