domingo, junio 13, 2010

Gradiente


Estoy desarrollando un desorden de sueño. Tomo siestas de las 6pm y me despierto a las 12am, no por gusto, mis compañeros de piso hacen su triunfal entrada al hogar hablando por teléfono como si se tratara del medio día. Cosas que nunca entenderé. Luego me quedo en blanco hasta las 5am y, por supuesto, no me voy a despertar a las 10am como las personas normales en un lunes común y corriente.

Intento borrar de mi memoria mi fatídico encuentro con una finlandesa borracha que se obstinó en tomar mi mano y leerla. No satisfecha con mencionar que no tendré hijos, volteó a verme con ojos de plato para decir que mi vida sería corta y luego espetar que no quería seguir leyendo más. Shari dice que es porque le marido llegaba ya con la siguiente ronda de Magner's. Yo digo que lo que vislumbro, no era del agrado de nadie. Como sea, yo no le pedí que leyera nada, pero ahí va la gente de ofrecida me cago en diez.

Siempre he pensado lo duro que debe ser para alguien conocer que el final se aproxima, sobre todo si hablamos del final de la existencia. Cerrar un día los ojos y no volver a ver nada más. Para todos hay uno de esos, es sólo que no me siento preparada para afrontarlo. Quizá con el tiempo.



PICS: De la serie "Bella durmiente", de aquellos tiempos en los que creía flotar entre nubes de algodón porque tenía no uno, sino dos cabrones disputándose mi amor. ¡Ah! ¡Qué tiempos esos! Y yo ahí sola en el Four Seassons de Miami. Tan aburrida e inexperta que hacía autofotos granuladas para pasar el rato. ¡Bah!

8 comentarios:

NTQVCA dijo...

Al diablo con la Finlandesa y toda esa gente que se atreve a hablarte de un futuro, considera que a mi me pronosticarón dos maridos (bueno, ya va uno) y tres hijos...a menos que los adoptará, no veo como vayan a aparecer. No hagas caso y piensa que pronto dos más cabrones lleguen nuevos a tu vida.

Mariana M* dijo...

¡Ya lo séeeeeee! Nomás que impone un poquitín que de la nada hagan tamañas aseveraciones. Joder, que ando premenstrual pues ;-)

El Director dijo...

"Yo puedo leer tu futuro; por lo pronto auguro que una de estas dos fotos estará en la Dirección de Asuntos Bipolares (si no hay problema, pues... ¿puedo?)", dicen que adivinó el Director.

Mariana M* dijo...

Puede, puede. Digo, ya que nunca me reporté pues :-P

denke dijo...

Todos tenemos un pasado de autofotos granuladas, en el que la gente se nos rifaba a pares... =P

En cuanto a las nordicas borrachas... tienen poca fama como lectoras de manos.

Anónimo dijo...

Mmm... No sé cómo empezar... Ya hacía rato que no pasaba por aquí (ya no había visto fotos de tus grandiosas tetas ni nada parecido), y hoy, por accidente, pasé. Y vaya... me encontré estas fotos de tu grandioso cuerpo... ¡Vaya! Te ves mejor que antes. Mejor que hace unos meses incluso. Cuerpo perfecto.
Debo de confesar que ni leí el texto, no pude... quería guardarme el momento de ver tu imagen, y ya. No pensar en el contexto. ¿Qué más pedir? ¿Qué más hay que leer? Nada. Si tu lo necesitas pues allá tu... Yo con esto me quedo. Y sí... soy el mismo que otras entradas... Por aquí, paseando... de vuelta.

Mariana M* dijo...

Claro, como ni leíste el texto no te enteras que este cuerpo pertenece a un pasado imperfecto que no está más aquí. Así que sí HAY QUE LEER un poco sólo para enterarse. Digo yo.

Anonimo Recurrente dijo...

¿Pero qué más da? El cuerpo es el cuerpo... Aunque sea pasado, ES. Sigues siendo tú. Como sea. Porque si no, la foto pierde valor y significado...

También recuerda que la idea que tenemos de una persona, la construcción, pues es de muchos materiales... incluyendo pasado.

Además, de seguro sigues igual de buena... nomás que te encanta azotarte. Ja. Apuesto a que no le pides nada a ningún cuerpo "perfecto" cuando de la verdad se trata... ¿o qué?