domingo, enero 18, 2009

Abyecta por definición, abyecta



Anoche me contaron una historia medio triste, de desamor. Bueno, más bien de un poquito de engaño: el bato fue cazado por la amiga de su novia, se la folló y luego la que no se debía enterar, pos se enteró. Y yo pensé, mmmmmh, nada del otro mundo, nada que yo no hubiera hecho. En realidad, nada de lo que sentirse orgulloso. Pero es así, es la verdad: hay quienes necesitamos caer tan bajo como se pueda, prostituirnos para sentir en la carne el gozo, porque cuando nos damos con la cara en el pavimento, cuando nos llenamos las manos de mierda, nos sentimos vivos y se nos olvida mucho del dolor que llevamos dentro.




Sin embargo, hace mucho que no siento al dolor arder mi piel. Hace más que no derramo una lágrima. Y las capas del tiempo envuelven en el olvido al amor. Podría llorar porque hace demasiado tiempo que no hago el amor haciéndolo. De hecho, ni ganitas le hecho al follar. ¿Qué me pasa? Necesito motivación salvaje y la estoy buscando en lugares equivocados. Ahí sí que me van a disculpar. Y entonces el nonsense me abruma. Quiero ir a alguna parte. Quiero tener la certeza de que voy a llegar.




PICS: De la serie "La habitacion de Pablo", cabrón hijo de su rechingada madre que se pasa de verga siempre que puede. Excelente refugio temporal para no sufrir.

4 comentarios:

BotayFalda dijo...

Quiero ir a esa habitación.

Saludos

M*

Anónimo dijo...

El problema no es caer bajo, el pedo es cuando nos llevamos a todos también al carajo. Nada justo, no sólo no para estar orgullosos, sino injusto. La injusticia está cabrona.

La certeza de llegar siempre se tiene, nomás se hace uno pendejo. Pero allí está. Y para reencontrarla pues tiene uno que cambiar, ceder un poco. ¿No? Nunca es gratis.

Y el gran problema es que uno se acostumbra. Tanto, que empieza uno a poner barreras imposibles para nunca llegar a ese otro lado: empieza uno a envejecer. Nada que ver con la edad, sino con la actitud. Prefiere uno estar sólo y permanentemente añora uno no estarlo.

Ni modos. Así no es esto, así lo hace uno.

Anónimo dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Anónimo dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.