domingo, octubre 19, 2008

Cosas que hacía cuando iba de viaje

Alguna vez me tocó la suerte, oh, si, la maravillosa suerte de que por ser una de las pocas reporteras con visa gringa, pos me mandaron al gabacho a cubrir recorridos turísticos o presentaciones de Mary Kay. Lo irónico de estos viajes todo pagado, era que de repente me encontraba sola en una habitación poca madre y con el galán a cientos de kilómetros. Puaaafffff. Bueno, mitigaba mi soledad tomando fotos.


Estas fueron en un hotel en alguna parte de Nuevo México.

En ese viaje también hubo nieve, mucha nieve. Era la primera vez que de verdad, de verdad veía nieve en abundancia.


Luego, claro, pos tragabas a todo lo que da y con gente desconocida, o sea, que hay que entrarle a la platiquita casual, pero amena. O sea, de hueva. En ese viaje iba Nadim Ali Modab y departí con él. Hasta se sabía mi nombre.

También iba un tío que trabajaba para Televisa Guadalajara, hermano de Moisés Orozco. No me acuerdo de su nombre, pero pues era el típico galán-me-traigo-locas-a-todas. A mí no me simpatizó mucho, pero igualmente tenía que platicar amenamente.

Haciendas típicas nuevomexiquenses en Albuquerque.

Souvenirs pochos.



Teleférico atestados de gente.
La gente, ¡ay! ¡Qué bonica la gente!

El crew. También iba cierta reportera o soy-periodísta-de-espectáculos-hablo-contigo-ahora-pero-de-vuelta-en-Guadalajara-no-me-acuerdo-de-tu-nombre. Un día se puso bien cuete con los mega vinos de la cena que terminó riendo a carcajadas y echándome carrilla a mí y a uno de los chicos que iba en el viaje. ¡Qué vergüenza ser ella! Hizo más cosas locas esa noche que no recuerdo exactamente.

Museitos, no podían faltar.
Y más cenitas lindas. ¡Uy! ¡Cómo tragué! Es lo que tiene ser reportera y que quieran que publiques cosas bien bonitas de ellos y eso que el periódico era del grupo Reforma y además de que tienes que cuidar tu vestimenta, representar la imagen de la empresa en todo momento (nada de bailar encima de las mesas y así), no debe aceptar chayote. Pero bueno, el viaje no era chayo, no señor. Aunque era todo gratis.

3 comentarios:

Lexéemia dijo...

Nunca había visto esas fotos, Pollo. Están geniales, sobre todo las del espejo... Ja!

Mi Otro Yo dijo...

Qué bonitas fotos! Me encantó la de la nieve.

Saludos desde acá

Mariana M* dijo...

Pos son de esas fotos que más que nada tomas para el reportaje, pero al final son tantas, que pos ¿qué les va a hacer una? Ponerlas en un post medio casposo está bien. Jajaja.

¡Saludos a las duas!