lunes, diciembre 24, 2007

Christmas time!


Es diciembre. Es Navidad. Camino hacia mi trabajo y huele a caramelo, también a palomitas. Hace un día muy lindo. Cerraré temprano el changarro para poderme ir a cenar. Mi novio vendrá por mí, dormiremos juntos y mañana comeremos en su casa, con sus padres y me hace gracia ir a una casa y comer con unos padres, cuando los míos están muy lejos.
Como todavía no termino de reponerme a los gastos de matrícula y así, soy pobre, sólo tengo 6 euros en la cuenta y creo que debo ingresar algo cuando antes, porque me van a cobrar lo del móvil y no tengo ni para pagar eso. Pero esto no me abruma. En realidad muy poca cosa me abruma. Es increíble lo que una pastilla al día logra en la vida de una persona que solía ser quisquillosa y amargada. Vamos, que no soy la felicidad andando, pero me despierto de buenas, desayuno de buenas, como wafles belgas de buenas, ando corriendo al trabajo de buenas, ya no maltrato tanto a mi novio, tampoco me maltrato tanto yo misma, he hecho las paces con el pasado y empezaré el 2008 limpia de cargas existenciales.
Hay quienes tardan dos días en soltar los lazos emocionales. Hay quienes nos tardamos casi 12 meses, pero los soltamos y los dejamos ir en paz. Incluso les regalamos cosas. Pero eso es lo de menos, lo mejor será la cena de esta noche con los amigos. Lo mejor es que como quiera que sea, I'm fucking great y de buenas.
Cuando lo pienso y veo que son ya 2 años acá, que esta ciudad ya no me es tan ajena, que lo paso bien, que me gusta mucho, pero mucho Barcelona, me sigo sorprendiendo. Hoy, sigo añorando a mis amigos del otro lado del charco, pero hoy puedo decir que me gusta estar aquí. Les deseo a todos una feliz Navidad.
FOTOGRAFÍA: "Bonas festes", instantánea captada hace 2 años, en mis primeras navidades catalanas, en alguna esquina del Raval.

sábado, diciembre 22, 2007

Tiempo libre

En mis bellos ratos de ocio, además de comerme los mocos, no leer ninguna de las novelas que tengo pendientes, escuchar covers de la canción de Ghost, Titanic y Simon & Garfunkel en versión flautita andina y pensar en cómo ha cambiado mi vida para bien (again and again), juego a espantar pájaros.

'Click Here to visit the official PBJ Web Game'

viernes, diciembre 21, 2007

Fiesta



La verdad no he escrito, porque cada vez menos me salen las palabras o es sólo que me entretengo más con otras cosas que con el internet como antes. En lugar de estar en una fiesta, disfrutando de esa fiesta, vengo a escribir y a contarles que mi vida cambia y cambia y a cada momento cambia y mi cabello está más largo y mis labios más erguidos, como sonriendo en permanente. Las malditas pastas funcionan. El maldito novio funciona. La maldita vida funciona y entonces no tengo por qué escribir, porque todo marcha bien y no sé qué hacer cuando las cosas funcionan bien. Estoy aprendiendo, es un hecho. Así que ahora paro y voy a disfrutar una fiesta muy linda en mi piso, aunque extrañe aún la sensación de otras fiestas, con más de mis amigos.

FOTOGRAFÍA: "Borrosa trama negra", borrosa como los mejores momentos de mi vida. Suelo, cómo decirlo, empañarlos con migajas de vapor.

miércoles, diciembre 12, 2007

Declaración



Pero la diferencia entre querer, poder y decidir radica ahí, en la conveniencia. Quiero. Puedo. Y tarde o temprano tomaré la decisión, justo cuando cierre el ciclo del destierro. Cuando sea conveniente. Cuando termine de hacer lo que vine a hacer.
Ahora sé que lo que decidiste fue lo correcto, porque el coste emocional era demasiado alto y a pesar de que hubo mermas, no merecía la pena sufrir por sufrir. El no estar listos, el no terminar de dar el paso eran signos.
Prepárate. Sé lo que quiero. Debajo de toda esta pus, sé lo que quiero. Así que prepárate, voy a luchar.

FOTOGRAFÍA: "Luces", porque de vez en cuando, muy de vez en cuando, la claridad irrumpe y soy capaz de verme tal cual. Y de reconocer lo que es verdad entre todas mis marañas. Tener certezas ayuda mucho a ser medianamente feliz a la gente. Aún cuando no sé sepa bien cómo terminarán las cosas o qué hay del otro lado. Estoy segura de que hay mucho más de lo que se puede admitir.

lunes, diciembre 10, 2007

Volver

Como si de una premonición se tratara la foto del anterior post, la vida me devolvió a Maremangum. De un día para otro ya estaba de regreso al lugar del que en realidad nunca me debí mover. Fue todo un brete que porque si las ventas fueron mal durante noviembre en Maquinista, que porque si era por mí o por la otra chica, que si por la manga del muerto, el caso es que decidieron no echarme del curro, pero sí devolverme a mi lugar de origen. Así que hoy debo agradecer a la vida seguir teniendo chamba, aunque con mi cambio se esfumaron los sueños de forrarme en euros y poder pagar mis deudas además de ahorrar un poco de plata para volver al terruño amado. De repente todo se complicó, porque si bien me hace enormemente feliz volver a Maremangum, ver el mar cada día (y sí, soportar las hordas de turistas gilipollas con sus consabidas gilipolleces), me deprimí enormidades porque no lograría vender miles de euros en cinturones. Entonces Guadalajara queda todavía muy lejos y yo lo único que pienso es en volver, volver. Eso y la terapia. Eso y empezar a desenmarañar el verdadero motivo del destierro. Una se engaña a veces con historias fascinantes, pero más falsas que la polypiel. De momento, sigo tirando, aunque las ganas de tirarlo todo por la ventana y volver me siguen asaltando cada pinche día y sí sé por qué.